top of page
  • Foto del escritorAlejandro Narváez

Alejandro Narváez / Recesión y superganancia de bancos (1 de 2)


El país atrapado en una dura recesión económica y los bancos con superganancias: ¿cómo se explica?


Tras un 2022 de ganancias récord, la banca peruana se muestra insaciable y al tercer trimestre de este 2023 (3T23), está en disposición de fijar nuevas cotas históricas, pese a la dura recesión económica que sufre el país. Los resultados que acaban de publicar, los cuatro grandes bancos (BCP, BBVA, Interbank y Scotiabank) revelan, que en nueve meses han logrado una ganancia neta acumulada de 6,707 millones de soles (unos 18 millones 400 mil diarios), que irán directamente a las cuentas de los accionistas en forma de dividendos.


Más rentables y más solventes

El banco con mayor rentabilidad al 3T23 es el BCP con una utilidad neta de 3,754 millones de soles (3T22: 3,423 millones), un ROAE (rentabilidad financiera) de 21.82% (3T22: 21.81%) y un excelente indicador de solvencia (ratio de capital global, RCG) de 17.5% (2T22: 14.93%). El segundo banco que más ha engordado es el BBVA con una ganancia neta de 1,475 millones (2T22: 1,480 millones) con un ROAE de 16.83% (2T22: 21.03%) y una solvencia de 15.9% (2T22: 14%). El Interbank se ubica en un sólido tercer puesto con un ROAE de 14.5% y el Scotiabank tiene un 9.37%.


Mención aparte merece el caso del Banco de la Nación (banco del Estado). Esta entidad ha tenido los mejores nueve meses de su historia, alcanzado unas ganancias de 1,260 millones (2T22: 582 millones), una rentabilidad financiera (ROAE) de 64.09% (2T22: 41.18%) y una ratio de solvencia de 18.4% (2T22:13.1%). Con respecto al RCG (solvencia financiera), la ley peruana exige a los bancos un mínimo de 10% (Basilea III: 8%) y si comparamos con el promedio de los 50 grandes bancos europeos dicho índice llegó a 10.2% en el 2022.


Estas cifras plantean preguntas provocativas, por ejemplo: En un país que fue duramente golpeado por la pandemia de cuyos efectos aun no logra recuperarse, con un tercio de su población en situación pobreza y atrapado en una profunda recesión económica ¿es posible alcanzar esos máximos resultados mostrados por los bancos?


Algunas respuestas

Los extraordinarios resultados de la banca peruana de los últimos dos años, se basan en buena medida en el giro de la política monetaria del Banco Central de Reserva (BCR) cuya excusa fue “combatir” la inflación. Los bancos no han trabajado más que nadie, ni han creado nada ingenioso. Han movido más dinero por hacer lo mismo que hacían siempre, pero esta vez gracias a la política monetaria crecientemente restrictiva puesta en marcha por el BCR desde agosto de 2021, cuando la tasa de referencia estaba en 0.25% y paso a 7.75% en agosto de 2023. Sin embargo, los efectos de un dinero cada vez más caro, trajeron como consecuencia la parálisis de la economía peruana (recesión), que significó menos inversión, menos ingresos para el Estado vía impuestos, más desempleo, menos consumo y más hambre, en cambio los bancos se fueron haciendo cada vez más ricos y más solventes.


Una segunda respuesta, viene a ser el elevado spread o margen de intermediación que manejan los bancos. El diferencial de tasas de interés entre los préstamos que conceden (tasa activa) y las remuneraciones por los ahorros (tasa pasiva) es abismal. El Perú está entre los 5 países con el mayor margen de intermediación a nivel de América Latina y el Caribe (Véase Informe CEPAL, 2017). Es esta combinación de tipos altos para los préstamos, remuneración baja para los ahorros e inexistente competencia, son los otros factores que define la boyante situación de la banca peruana.


Los bancos, todos a una

En el Perú los cuatro mayores bancos dominan el 83.34% del mercado de créditos y el 83.04% del mercado de depósitos, siendo ésta la principal fuente de financiación de estas entidades (Moody’s, junio 2023). Esta alta concentración de la banca peruana ya fue advertida por el FMI en el 2018. Estamos ante una situación de oligopolio de facto. No se observa competencia alguna entre ellos. Los bancos, van todos a una.


Desde agosto de 2021, estos bancos han movido tímidamente la tasa pasiva, en cambio el ritmo de subida de la tasa activa, ha sido muy agresivo y trasladado con diligencia a los prestatarios, tan pronto el BCR decidió aumentar el precio del sol peruano. Simultáneamente, las comisiones y otros gastos bancarios también han subido en forma notable, al tiempo que ha disminuido la calidad de los servicios. Desde 2019 a junio de 2023, se cerraron 373 oficinas bancarias a nivel nacional.



6 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page