top of page
  • Foto del escritorAnálisis Efectivo

Carlos Ginocchio / Legado Tallán piurano (2 de 5)


En el valle del Piura, los primeros grupos humanos aparecieron al sur de Sechura, en Illescas, inicialmente en Avic y Nunura, y luego en Chusis, Parachique, San Pedro y Chulliyachi. Posteriormente, en el valle del Chira, en Catacaos y Narihualá formaron centros poblados de importancia. Un maremoto en Sechura les obligó a emigrar al interior del valle, y quienes llegaron al Alto Piura encontraron un pueblo con un avanzado grado cultural, los Vicús, con quienes sostuvieron relaciones, lo que se demuestra con sus ceramios donde hay numerosos motivos marinos. A través de los Vicús, los tallanes de Piura recibieron la influencia de los mochicas, lo que no ocurrió con los tallanes del Chira y Tumbes. En el Bajo Piura, la población más importante fue Narihualá, aunque no tenía la significación de Poechos. Sus ciudades eran de caña y barro, por lo que no resistieron la acción del tiempo y de los elementos naturales, como las construcciones incas que fueron de adobe y de piedra.


Piura fue poblada por los tallanes en la costa, huancabambas y guayacundos en la sierra, lo que se comprueba en manifestaciones como el centro ceremonial de Ñañañique, los petroglifos de Samanga, el tesoro de Frías, el señorío de Olleros, y los centros ceremoniales de Narihuala, y Aypate. En lo que se refiere a los tallanes, recién se pueden llamar como tales a los pobladores de la región a partir de los años 700 D.C a 900 D.C.


El primer legado tiene que ver con los tallanes como pioneros de nuestro mestizaje. Existe la teoría del DESTINO MANIFIESTO, bosquejada por el periodista estadounidense John O’Sullivan, en 1845, y reafirmada por el presidente Wilson, en 1920, declarando que “es el destino manifiesto de los Estados Unidos de realizar el esfuerzo para que el espíritu democrático prevalezca”, haciendo mención a su país como el guardián del planeta, por ser el más poderoso. Esta teoría hoy refiere al atributo que distingue a un país y hace sentir orgulloso del mismo a sus ciudadanos. En ese sentido, el Perú es el país más diversificado del planeta: 55 etnias y 14 familias lingüísticas, 28 de los 32 climas en el planeta, 70% de la diversidad biológica mundial, 25 mil especies de flora, 2,000 variedades de peces, 1,730 especies de aves, 330 de anfibios, 462 de mamíferos.


En este contexto, Piura es la manifestación más importante y representativa de la Diversidad, donde se plasmaron las corrientes culturales venidas del norte y del sur, creando un mestizaje que se tradujo en un hombre y una cultura nueva, resultante de la propia creatividad, de la influencia del medio, los aportes de Ecuador y los llegados del sur, primero de Chavín y luego en forma sucesiva de los mochicas, el Imperio Wari, los chimús, el breve período sometidos a los incas, y posteriormente, el arribo de españoles en la Colonia, a quienes les siguieron europeos, chinos, africanos de Madagascar, los mangaches piuranos, trovadores de Yapatera, grandes decimistas y cultores de la cumanana, pariente del yaraví arequipeño, que provino de la sierra y se africanizó. No puedo resistir la tentación de declamar algunos, especialmente emparentados con la obra de Silvia Mendoza:


El amor y el interés

se fueron al campo un día

más puede el interés

que el amor que me tenías


Yo soy como la Avestruz

que anda en el bosque espeso

aunque te toquen el ciezo

no te molestes por eso


Otros legados importantes son la ingeniería hidráulica y la cerámica. Desarrollaron técnicas propias en la alfarería, metalurgia, y fueron los mejores marinos del antiguo Perú.



10 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page