top of page
  • Foto del escritorAnálisis Efectivo

Manuel Bernales / Después de la pandemia ¿QUÉ?


Después de esta pandemia miles de millones de personas volverán a tratar de vivir como antes. Pero unos cuantos miles de varones y mujeres de muchos y diversos pueblos y Estados, --civiles o militares, seres humanos de distintas profesiones u oficios, cuyo común denominador es liderazgo social y responsabilidad de gobernantes o influyentes, diría geo-estadistas, estadistas para los Estados y pueblos de la Tierra, no solo para sus soberanías e influencias--, se verán ante la necesidad de repensar, o “impensar” la realidad, sus tendencias y soluciones duraderas o integralmente sostenibles.


Razones: se ha evidenciado una vez más, dramáticamente, que la durabilidad y sostenibilidad de mejor vida del ambiente y de los seres humanos, no es posible si miles de millones quedan fuera por la brutal desigualdad y degradación ambiental. Se deberá hacer más caso de científicos y técnicos. Pero solo en saber quiénes son los idóneos, enfrentará la acción de gobernantes, lobistas y poderosos intereses empresariales y militares globales, como se ha visto reiteradamente a raíz del calentamiento global, de la degradación ambiental, de las crisis humantarias en cuatro continentes y de la pandemia que vivimos.


No nos engañemos, no habrá consenso universal. Pero no se puede claudicar y dejar de luchar por una vida mejor para todos, no solo para mayorías ni menos para más de los mismos. Este imperativo vital, ético y moral, político, “polético” debe y puede empezar a visualizarse desde ahora, en medidas, realizaciones y propuestas concretas frente y a raíz de lo que revela la situación creada por esta pandemia y los Estados y empresas de distintos regímenes que están en el liderazgo mundial.


Por ello en nuestro Perú no podemos dejar de insistir en que la lucha para superar la pandemia, no para mejorar los problemas como reiteró un gobernante, debe considerar una movilización diferenciada de recursos y acciones como, enunciativamente:


  • Puntos de agua y provisión de jabón de lavar, es el mejor, habilitando fuentes públicas y distribución por cisternas, no solo en Lima y el Callao sino en cuanta ciudad o pueblo lo requiera en las tres grandes regiones naturales; por ejemplo, en balnearios y asentamientos piuranos, barrios populares de ciudades de la Amazonía: SI NO HAY AGUA NI JABÓN NO HAY ESTRATEGIA, PORQUE NO HAY UN CON QUÉ INDISPENSABE. Las PIAS en la selva y camiones y buses como los que riegan agua en los caminos de Las Bambas, Apurímac y Cusco, pueden y deben servir;

  • Entregar 380 soles en tiempo record, no peruano porque sería tarde, debe regirse por el criterio de máxima cobertura; aunque hayan fallas insubsanables y se entregue a más de los calculados “técnicamente”, eso no pesa en el conjunto porque se gasta más por corrupción, o por ejemplo en centenares o miles de comunicadores, “informatólogos”, relacionistas públicos, asesores en imagen, nombrados, CAS o consultores externos grandes, medianos o pequeños en todo el aparato de los tres Poderes y tres niveles de Gobierno de la República y de poco sirven; pero a la vez hay que establecer un efectivo programa de financiamiento para que miles de productores rurales y periurbanos QUE NOS DAN DE COMER en mercados populares y que también venden a centros comerciales y supermercados puedan retomar su acción y esto debe dar lugar a un programa de inversiones públicas y privadas, tanto o más importantes que las facilidades para la agricultura de exportación que de hecho ve mermados varios de sus mercados por las medidas que deben cumplir sus compradores. Plata hay de lo que no se ejecuta ni ejecutará bien y por último se puede diseñar líneas de crédito usando una partecita de los millones de dólares en reserva en el BCR; si hay ventajas para exportadores mineros y de otros recurso, por qué no mejores apoyos para los que nos dan de comer, ya que solo minorías, importantes compran en centros comerciales y “malls”. Felizmente hay iniciativas, como AGROMIN, que empezó en 2018, que postulan teórica y prácticamente que el desarrollo y la seguridad humana sostenibles demandan la sinergia multi actores en varios territorios con una visión local-global o viceversa mediante inversiones en todos los sectores con base en agro y minería, lo que implica agua y ambiente mejores y duraderos.


Estos son ejemplos que de las impostergables enmiendas de fondo y forma del Estado y de la sociedad peruanos PARA QUE MAÑANA NO RETROCEDAMOS AL DIA DE AYER.


37 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page