top of page
  • Foto del escritorCarlos Ginocchio

Carlos Ginocchio / Quo vadis, Piura 



Piura es la primera ciudad fundada por los españoles en América del Sur, el 15 de agosto de 1532, con el nombre de San Miguel de Tangarará (distrito de Marcavelica, provincia de Sullana), y su nombre deriva del quechua ‘Pirhua’, que significa ‘depósito de alimentos’, algo que la mayoría de piuranos – y apostaría que sus autoridades – desconocen, como que fue llamada por Néstor Martes ‘ciudad volante’, por sus tres cambios hasta su ubicación actual.

 

Es la segunda región más poblada del Perú con 2’138,000 habitantes estimados en 2023, y cuenta con un área de 35,892 km2. Según el repositorio del Sistema Nacional de Evaluación, Acreditación y Certificación de la Calidad Educativa-SINEACE, en 2020, ‘en la región se dispone de 244 mil hectáreas de tierras de alta calidad, y es una de las regiones con mayor infraestructura de riego en el país, al disponer de una capacidad de almacenamiento de agua de más de 760 millones de metros cúbicos en sus dos represas principales (Poechos ySan Lorenzo)’. Israel, con un área equivalente a 60% del área piurana, trabaja 450 mil hectáreas gracias a su tecnología en pleno desierto.

 

Piura es el octavo productor de carne a nivel nacional, y el primero de ganado caprino: 300 mil cabezas, con las inmensas posibilidades que proporciona. Tiene potencial minero de cobre, metal muy demandado en el planeta, actualmente, y en lo que resta del siglo, y según su gobierno regional, en noviembre 2023, fue la principal zona pesquera con participación de 26.4% a nivel nacional. 

 

Además de las playas, como potencial turístico, aunque no explotado, tiene el sitio arqueológico de Aypate, las lagunas de las Huaringas para el turismo místico, la primera iglesia fundada por los españoles en San Lucas de Colán, los baños termales y sulfuros de ‘Agua de la Leche’ en Sullana, las lagunas de Talandracas y la quebrada de Chililique en Morropón, la casa Checa en Sojo, y la lista continúa con la bahía de Paita, y el desierto de Sechura (un tour al desierto Sahara en Marruecos y estadía en una carpa, tiene un valor de 100 euros por persona). La luna de Paita y el sol de Colán son reconocidas internacionalmente. Las estadísticas del turismo en el Perú señalan que 25% de quienes arriban desde el extranjero lo hacen para el avistamiento de aves, y la región ostenta diversas, exóticas, y bellas variedades, como los ‘Cara a cara’, ‘Pastorero peruano’, ‘Chirito gris’, la ‘zoña’, el ‘chilalo’, el ‘choqueco’, entre otras.

 

Es cuna del personaje peruano del milenio, don Miguel Grau, de uno de los grupos económicos más poderosos del país, y de personalidades como Cayetano Heredia que dio su nombre a la universidad de medicina más importante del Perú, el pintor Ignacio Merino que se codeó con el impresionismo francés; don Adrián Flores Albán, autor del vals ‘Alma, corazón y vida’; y el único futbolista peruano que ha sido goleador en una de las primeras ligas del planeta: don Juan Seminario, en el Zaragoza de España, en la temporada 1961-1962. Y, como si fuera poco, su gastronomía es sumamente apreciada, con potajes como el cebiche, seco de chabelo, carne aliñada, la malarabia, y el seco de cabrito, aunque no ha conseguido un reconocimiento formal fuera del país. En Piura se come más sabroso que en los considerados mejores restaurantes del mundo por The World’s 50 Best Restaurants

 

¿Es todo? Piura tiene la presencia de más de diez universidades. Exceptuando a Lima, es la región con mayor número de representantes en el Congreso de la República. En 2022, sus agroexportaciones superaron los US$ 1,200 millones (tercero a nivel nacional), y según el Boston Consulting Group, Paita podría albergar un puerto espacial de 1,000 Km2, debido a su privilegiada zona geográfica, y su ubicación. Es una región privilegiada con los fosfatos de Bayóvar que, con una visión de futuro, podrían transformarse para abastecer de fertilizantes a los agricultores del país y de toda la América, hoy importadora de urea.

 

Si un ciudadano de otro país se guiara por la información mencionada, con seguridad creería estamos hablando de una región sumamente desarrollada y moderna; no obstante, la realidad puede ser aterradora. Según el ‘Colegio de Economistas’, la anemia afectó, en la región, a 42.4% de los niños menores de tres años de edad en 2022. De acuerdo a un reporte del Instituto Peruano de Economía-IPE, en octubre de 2023, la pobreza afecta a 30% de la población (ENAHO 2022: 30.4%). Casi la mitad (49.6% según MIDIS) de la Población Económicamente ACTIVA-PEA se encuentran en situación de subempleo. Solo 59% de los hogares cuentan con el ‘paquete de electricidad, agua y desagüe’, solo 14.3% tiene disponibilidad de agua las 24 horas (‘100,000 pobres más en Piura’, Miguel castilla, diario El Tiempo, 18 marzo 2023), pero el Estado peruano ha invertido US$ 5,500 millones en una refinería que constituye un ‘elefante blanco’, cuando con ese monto podría haber dotado de los servicios básicos a toda la población.

 

La gestión anterior del gobierno regional de Piura ejecutó solo 44% de su presupuesto en 4 años, a pesar de haber tenido el presupuesto más alto de las 25 regiones (Luna Consultores, 18 noviembre 2022). A diciembre de 2021, 94,411 piuranos fallecieron por Covid 19 (la mitad en la provincia Piura), uno de los mayores porcentajes en relación a su población. Es una de las regiones con mayor incidencia de la delincuencia, al punto que la provincia de Sullana ha sido declarada en emergencia.

 

En lo que se refiere a la infraestructura de la ciudad principal, el Teatro Municipal y el estadio Miguel Grau están cerrados hace más de una década. El coliseo Gerónimo Seminario y Jaime, y el teatrín Vegas Castillo, casi abandonados. Las pistas de la principal avenida, que lleva el nombre del héroe, destrozadas, lo mismo que en la plaza Mayor, donde el centro de la misma está cerrado. Pronto nos quedaremos sin la presencia del diario decano y centenario ‘El Tiempo’, posiblemente en liquidación, lo cual aunado a la carencia de una buena Biblioteca, como librerías, contribuirá a desaparecer más el hábito de lectura, tan necesario para elegir mejores autoridades.

 

Piura sufre continuos cortes de agua, donde la empresa responsable – EPS Grau – es incapaz de solucionar los problemas de la provisión de agua, y en ese escenario, cuando la población sufre por este problema, una autoridad intenta destinar fondos para construir un Parque de las Aguas. Ripley, en Piura, no habría tenido éxito. Los proyectos para hospitales de alta complejidad, el drenaje, el tratamiento del río Piura, y el proyecto ‘Alto Piura’, tienen más de dos décadas de ofrecimiento.

 

Una región con tantos recursos no debería estar en lamentable situación. Es momento que, más allá de tendencias políticas, partidos, movimientos y organizaciones se unan para un plan de 20 años, y de ejecución obligatoria por quienes triunfen en los comicios electorales, y que convoquen entre sus funcionarios y técnicos a los mejores profesionales, separando aquellos que tienen – o han tenido – sentencias o investigaciones, acordando mantener una permanencia mínima de los equipos de trabajo, independiente a la nueva autoridad. Y, finalmente, se proyecten al exterior buscando la asistencia técnica necesaria, y atendiendo proyectos que beneficien a la comunidad y sean sostenibles.  La única doctrina debe ser PIURA, y el plan de conocimiento de todos los piuranos.

 

NOTA: El escritor polaco Henryk Sienkiewicz – ganador del premio Nobel de Literatura en 1905 – escribió la obra ‘Quo vadis’, llevada al cine por el realizador Mervyn LeRoy, en 1951, y en la que cuando el apóstol Pedro es avisado que corre peligro en Roma, se dispone a abandonar la ciudad, se encuentra con el Señor camino a Roma, y el primer Papa de la cristiandad le pregunta: ‘Quo vadis Domine’ (a dónde vas Señor). La respuesta de Jesucristo fue a Roma, porque tú la estás abandonando. Ante ello, Pedro desiste de su abandono de la ‘Ciudad Eterna’, donde posteriormente es recluido en la cárcel Mamertina.


 

10 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
bottom of page