top of page
  • Foto del escritorAnálisis Efectivo

Carlos Ginocchio / Ecos de Qatar


El fútbol es el deporte con más espectadores a nivel mundial. Mediciones en Brasil, Colombia, Ecuador, Reino Unido, Francia, y España, superaron la inauguración en Rusia 2018, entre 6% y 30% dependiendo del país, con sintonías mayores a 50%. Morgan Freeman fue una agradable sorpresa, ícono de trayectoria internacional. Culminada la primera etapa, el torneo nos deja lo siguiente:


1. La elección de Qatar se presta a sospechas de corrupción, pues carecía de infraestructura y trayectoria futbolística, compitiendo con Estados Unidos e Inglaterra. Se habla de presuntos sobornos a dirigentes de la FIFA. La protesta se intensificó los días previos al inicio del certamen, por las políticas del país en Derechos Humanos, supuestas muertes de obreros durante la construcción de estadios. Voces en Alemania solicitaron su selección se retire. Intentos de protestas en los encuentros, por parte de equipos europeos contra la discriminación sexual, fueron acalladas por la FIFA con tarjetas amarillas si lo hacían. La selección alemana posó cubriéndose la boca. Japón se las cerró completamente. Debieron preocuparse por su rendimiento deportivo, repitiendo el fracaso del mundial anterior. La política intentando subyugar al deporte. Son conocidas las organizaciones que pretenden ‘hacer su agosto’ en estas competencias.


2. Un estudio predictivo de la Universidad de Oxford estableció que la final sería entre Brasil y Bélgica, con el triunfo del Scratch. Pronóstico errado: Grupo A, clasificaron Países Bajos, Senegal en vez de Ecuador. Grupo B, Inglaterra, EEUU desplazó a Irán. Grupo C, Argentina, Polonia relegó a México. Grupo D, Francia estuvo en el pronóstico, Australia excluyó a Dinamarca. Grupo E colapsó: Japón, en primer lugar, España rozando, eliminada Alemania, y con el Grupo F, la prueba que en el fútbol los modelos predictivos tienen elevados porcentajes de desviación: Marruecos en primer lugar, Croacia en segundo, Bélgica – favorito del pronóstico – eliminada. El Grupo G con Brasil y Suiza, acertado. El Grupo H, Portugal, y Corea del Sur reemplazando a Uruguay: 43.75% de error.


3. La distancia entre las selecciones es menor a campeonatos anteriores: Japón superó a España y Alemania. Arabia Saudita a Argentina. Marruecos a Bélgica, Túnez a Francia, Corea del Sur a Portugal, Senegal a Ecuador, y Camerún a Brasil. Marruecos elimina a España, que presentó un equipo más publicitado, pero limitado. Asia y África son el terror de europeos y sudamericanos. Culminados los octavos solo 4 llegaron invictos a los ‘cuartos’: Holanda se va invicto derrotado ante Argentina por penales, Inglaterra (el más goleador), Marruecos, y Croacia, que avanza a semifinales sin derrotas. Ninguno con puntaje perfecto.


4. La mayoría de estrellas lograron anotar: Messi, Cristiano Ronaldo, Lewandowski, Mbappé, Bale, Neymar y Kane. Hazard se fue sin goles, y con Bale ya no están para una competencia de este tipo. Portugal ha mejorado cuando dejó a Cristiano en banca, derrotando 6-1 a Suiza. Goncalo Ramos tiene 21 años, reemplazó a Cristiano y ha conseguido el primer hat trick (Cristiano hizo el único en Rusia 2018).


5. Messi, Mbapé, y Neymar han demostrado su calidad, pero destacan nuevos cracks que seguro continuarán en equipos de élite: los arqueros Yassine Bounou (Marruecos) y Wojciech Szczęsny (Polonia), los portugueses Bruno Fernandes, Rafael Leao, y Goncalo Ramos. El argentino Enzo Fernandes (Benfica). El suizo Breel Embolo (Mónaco). Los marroquíes Achraf Hakimi (PSG), Noussair Mazraoui (hoy en Bayern Munich), Romain Saiss (Besiktas), y Hakim Ziyech (Chelsea). Catorce jugadores de Marruecos nacieron en Bélgica, Países Bajos, Canadá, Francia, España e Italia, pero en gran lección patriótica eligieron su país de origen. Miremos a Enner Valencia, el ecuatoriano, un goleador nato.


6. El VAR parece bar. Ha anulado goles por posiciones adelantadas en milímetros. Penales no cobrados a Uruguay contra Ghana, dudosos como el que Messi falló ante Polonia, o el de Portugal ante Uruguay, que selló su eliminación. El ‘fuera de juego’ debe revisarse y, en mi opinión, eliminarse. Si un equipo mantiene un delantero cerca al arco contrario, que vea el oponente como neutralizarlo. Tendríamos más goles y menos polémicas. Aunque no comprensible, justificable la reacción de Cavani.


7. La maldición mexicana del quinto partido, que solo alcanza los octavos de final, fue lapidaria, y se convirtió en la condena del cuarto encuentro. El ‘Tri’ y Ecuador pagaron caro especular en vez de atacar desde el inicio a sus rivales.


8. Por primera vez el anfitrión pierde en el partido inaugural. Era lógico. Qatar no tiene tradición futbolera, y Ecuador era favorito.


9. Australia, a quien derrotamos en Rusia 2018, y que nos eliminó en el repechaje para Qatar, clasificó derrotando a Dinamarca. Se enfrentará a Argentina y aunque es probable sea eliminado, no era el ‘paquete’ que los dirigidos por Gareca y el periodismo deportivo nacional suponían. Incluso casi empatan a Argentina en los octavos.


10. Indecopi ha iniciado un proceso sancionador contra la televisora peruana que se autonombraba el canal del mundial: falso. Su comentarista principal deja que desear, y expone información errada: Marruecos, el primer país africano en ubicarse entre los ocho primeros, cuando Camerún en 1990 llegó esa etapa y fue eliminado por Inglaterra, con gol de penal en tiempo suplementario. De Rashford, que era el primer inglés que marcaba tres goles luego de Bobby Charlton en el Mundial de 1966, soslayando que en México 1986, Gary Lineker fue el goleador con seis dianas, incluido un hat-trick contra Polonia, consiguiendo el balón de plata. Su frase “el fútbol es un juego simple: 22 hombres corren detrás de un balón durante 90 minutos y, al final, los alemanes siempre ganan” ha quedado desfasada.


11. Los amigos de ‘piensa mal y acertarás’ comienzan a manifestar que España se dejó vencer por Japón para evitar a Croacia (Marruecos lo considera más accesible), y al temible Brasil. Si fue así, se equivocaron. Marruecos, una gran sorpresa.


12. De los ocho clasificados para los cuartos, seis pertenecen a diferentes grupos. Dos fueron del mismo grupo (Marruecos y Croacia), y solo el grupo de Alemania y España no tiene ninguno presente en esta etapa.


13. Con justicia, pero con pena nos dejaron Ecuador, México, Uruguay, y Costa Rica. Estuvieron cerca de calificar. Escribo este artículo antes de realizarse las semifinales entre Inglaterra-Francia, y Portugal-Marruecos. Es difícil un pronóstico para campeón, pero junto a Francia y Argentina, incluiría a Inglaterra, aunque me agradaría Marruecos, Portugal o Croacia ocuparan el sitial de honor. Apostaría que en 2030 el campeón será una selección que hasta ahora no obtiene el título, y posiblemente de África o Asia.


6 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page