top of page
  • Foto del escritorAnálisis Efectivo

Fabiola Morales / ¿Renovar Parlamento Andino?


No se debe renovar el Parlamento Andino


El discurso de las Elecciones Generales adelantadas, para solucionar la crisis del vandalismo que han desatado en el país quienes han perdido el poder con el golpista, ha cuajado en la Presidenta, Dina Boluarte, que ha cambiado desde su primer anuncio en que afirmó que se quedaría hasta el 2026, hasta el último en el que pecha al Congreso para que se realicen el 2023, sí o sí.


Elecciones que no sólo se convocarían para renovar a los actuales miembros del Ejecutivo y Legislativo, sino también a los miembros peruanos del Parlamento Andino (PA), una representación supranacional democrática que forma parte de la Comunidad Andina de Naciones cuyos representantes son elegidos por voto popular y que fue creado en 1979 a través de su Tratado Constitutivo y, actualmente, está conformado por Perú, Chile, Ecuador y Colombia; el mismo que no ha sido consultado, sobre el citado adelanto, pero que ha emitido opinión en el sentido de que se opone a nuevas elecciones del PA, porque violaría tratados internacionales firmados por el país.



En carta dirigida al presidente del Congreso, José Williams, y firmada por la presidenta del PA, Gloria Flórez, y Eduardo Chiliquinga, secretario general, expresan su preocupación, por los proyectos de ley presentados para adelantar las elecciones, incluyendo a este Parlamento supranacional: “Esta iniciativa, de ser aprobada como ley, vulneraría no solamente los derechos políticos de quienes se encuentran actualmente ejerciendo como parlamentarios andinos por el Perú, sino que sería contraria a lo señalado en tratados internacionales, a saber, el Acuerdo de Cartagena y el Tratado Constitutivo del PA, así como las disposiciones del ordenamiento jurídico comunitario, como el Reglamento General del organismo. Esta situación genera una gran preocupación en razón a que el Perú siempre ha sido un país respetuoso del derecho internacional, del orden democrático y de todos los compromisos adquiridos a través de los tratados que ha ratificado, mucho más, en temas de integración.”


Este llamado de atención del PA al Congreso es una muestra de cómo tanto la representación nacional, como el Gobierno, quieren ir a un nuevo proceso electoral, sin medir sus consecuencias y sin pensar que no le hacen ningún bien a la democracia peruana y a nuestra imagen internacional, si no se reflexiona antes y se incluyen reformas. Si la crisis política se ha producido por un llamado a un golpe de Estado y la incapacidad de un entendimiento del Ejecutivo con el Legislativo, a los legisladores del PA no les compete la solución de los problemas internos del país, porque su actuación es supranacional, para construir buenas relaciones de integración, cooperación y entendimiento entre los países que lo integran.


El hecho de que las elecciones nacionales y supranacionales coincidan en la misma fecha no significa que sean iguales, porque difieren tanto en cédulas electorales independientes; como en campañas políticas que se hacen a nivel nacional y no por distrito múltiple; asimismo, los requisitos y las inscripciones también difieren. Se trata de autoridades públicas electas, no para el ámbito nacional, sino internacional que trabajan en la integración de los países andinos, con frutos como es el caso de que los ciudadanos de los países andinos no necesitamos pasaporte para viajar entre nuestros países.


Si no se escucha al PA, se estaría abriendo las puertas a una demanda ante el Tribunal Andino de Justicia, el Tribunal de Justicia del EUROLAT, la Comisión de Venecia, la Corte Interamericana de DDHH y el mismo Tribunal Constitucional peruano, lo que colocaría al Perú en una situación más complicada.


1 visualización0 comentarios

Comments


bottom of page