top of page
  • Foto del escritorAnálisis Efectivo

Juan de Dios Guevara / Plan de Negocios (1 de 3)


Si no aprendemos de la historia, podríamos vernos obligados a vivirla de nuevo. Pero si no planeamos el futuro, nos veremos obligados a soportarlo. Y eso podría ser mucho peor. Alvin Toffler.


Curiosamente, la caída del muro de Berlín, significaba el triunfo de la economía libre de mercado sobre la economía planificada, pero contradictoriamente, más del 70% de las empresas americanas hoy en día, planifican sus actividades, se anticipan a lo que probablemente se suceda y para ello dibujan escenarios probables futuros y orientan sus políticas, estrategias y definen objetivos, metas a cumplir, en los ámbitos que cubre una empresa, sea hacia su interior, como hacia su entorno exterior. Esta planificación de actividades, las hace más fuertes, más sólidas, porque tienen compartida entre sus miembros una “hoja de ruta” pensada a seguir, para que la idea a emprender se haga realidad.


Y esto se da, porque es muy importante, saber dónde se está, hacia donde se va y cómo proceder para lograr las metas a alcanzar. Es una necesidad moderna de gestión, un medio esencial por el cual los negocios buscan definir su trayectoria, controlar su destino y maximizar su posibilidad de éxito. La aprobación de un proyecto no depende sólo de una buena idea sino también de que se pueda demostrar su factibilidad y presentarla en forma vendedora, en una visión a corto, mediano y largo plazo. De acuerdo al tamaño del proyecto, su realización puede llevar unos días o varios meses, ya que no es cuestión de hacer un documento, si no responderse, de qué cantidad es posible vender y a qué precio, con qué cuento para responder a la demanda o qué inversión es la que requiero, dentro de otras tantas preguntas necesarias, para el éxito del proyecto.


Resulta por tanto necesario para un emprendedor qué inicie su empresa o para aquel que ya la tiene en marcha, la necesidad de desarrollar su Plan de Negocios, un documento fundamental para el empresario, tanto para una gran compañía como para una pyme. Es también una herramienta de trabajo, ya que durante su preparación se evalúa la factibilidad de la idea, se buscan alternativas y se proponen cursos de acción. Se reflexiona, por parte de los actores involucrados, se toma identidad con lo que se tiene y lo que se pretende. Esto implica para su realización, tiempo y dedicación, que representan costos, los cuales deben considerarse como inversión.


Para hacer un buen Plan de Negocios será bueno organizar la información disponible, procurar la necesaria, y conformar si es posible un equipo de trabajo con la participación de otras personas o equipos, responsables de áreas, abogados, contadores, etc. Un plan de negocios bien realizado indica qué hacer y cómo hacerlo, lo que permite ahorrar tiempo y evitar contratiempos posteriores. Es una guía de orientación. Llega incluso a considerarse un activo en la evaluación de un negocio, ya que lo convierte en un negocio con “manual de instrucciones”, como es el caso de las franquicias. En muchos casos es una exigencia de banqueros, gerentes e inversionistas. Es un documento de análisis para la toma de decisiones sobre cómo llevar a la práctica una idea, iniciativa o proyecto de negocio. Es un documento ejecutivo, en dónde se muestra su oportunidad y viabilidad, su rentabilidad y la estrategia a seguir para generar un negocio viable.


Vale la pena el esfuerzo, ya que además de proyectarte a futuro, te exige cuantificar tus pronósticos, y darte cuenta de tu liquidez, de la solvencia necesaria, del capital de trabajo que requerirás, del punto de equilibrio mínimo a alcanzar, para hacer tal o cual estrategia. Medir tus resultados con lo proyectado. “En el mundo de los negocios, lo que no se cuantifica no se ve”.


Recuerdo, cuando estudiaba en Barcelona, mis estudios de postgrado en el milenio pasado, un profesor, se pasó las dos horas de clase, haciendo que cada uno de los participantes, repitiera durante las dos horas, reiterativamente: “En el mundo de los negocios, lo que no se cuantifica, no se ve”. Difícil, que los que ahí estuvimos, nos olvidemos de esa clase con gran enseñanza, y por la experiencia recorrida, es muy cierta, por eso la comparto.


10 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Commentaires


bottom of page