top of page
  • Foto del escritorAnálisis Efectivo

Juan de Dios Guevara / Reducir las desigualdades (1 de 4)


Mar Suzman, jefe ejecutivo de la Fundación Bill y Melinda Gates, la fundación privada de caridad más grande del mundo, enfatizó que, “después de 20 años consecutivos de disminución de la pobreza extrema”, ahora, se observa un “retroceso”. “Casi 40 millones de personas han caído en la pobreza extrema. Eso es más de un millón por semana desde que llegó el virus”. “El COVID-19 provocó un retroceso en la salud global con una considerable caída de los niveles de inmunización, es decir, una vuelta atrás de “25 años en 25 semanas”, por lo que es “muy importante” lo que “el mundo haga en los próximos meses”.


Difícil visualizar lo que será el mundo luego de esta pandemia. Mucha desigualdad en el mundo. Muchos pobres, mucha inseguridad, por el gran problema del desempleo. Posibles de incrementar o no, de acuerdo a la actitud y aptitud con que se enfrente el efecto de la globalización e internacionalización de esta nueva economía, luego del paso de este virus y sus consecuencias.


Es cierto que el cambio climático, debería ayudar a la integración mundial, a la expansión del imperialismo global, porqué países solos no lo podremos enfrentar. La manera será hacerlo como especie humana, para salvar nuestras vidas en el planeta. Por tanto, debemos comprender, que el reto es cómo insertarnos al mundo, cómo usar alianzas estratégicas, cómo optimizar el uso de nuestras relaciones internacionales, cómo aprovechar nuestra posición geopolítica en el centro de Sudamérica, y no como enfrentarnos entre nosotros, perdiendo el tiempo, discutiendo banalidades y no previendo planes de acción, con objetivos claros a lograr.


Es necesario luchar contra la pobreza, y para ello es básico, abordar la desigualdad. La masiva concentración de los recursos económicos en manos de unos pocos abre una brecha que supone una gran amenaza para la paz social, tal como lo percibe la población. Hay que crear riqueza, la única manera de eliminar la pobreza, pero hay que ser conscientes, que si no fomentas oportunidades para las mayorías, esto no va a acabar bien para todos, y nos va a estancar en nuestro progreso y desarrollo, en una permanente pugna.


Hay que considerar cómo advertencia, que encuestas realizadas en España, Brasil, India, Suráfrica, Reino Unido y Estados Unidos, revelan que la mayor parte de la población cree que las leyes están diseñadas para favorecer a los ricos. En España, el 80% de la población cree que las leyes están hechas con este objetivo. Aducen tibieza en la presión fiscal a los ricos, los recortes sociales. Ejemplo en el Perú, resaltan que el rescate de Reactiva, en donde el 54% fueron para 6000 empresas, y el resto para millones de empresas; hecho lógico matemático, por el tamaño de las mismas. Son ejemplos de un rechazo que va creciendo en la conciencia pública.


Hay que frenar el aumento de la desigualdad, una tendencia que no ha dejado de crecer en las últimas décadas, afectando el crecimiento económico y la reducción de la pobreza, multiplicando los problemas sociales, entre ellos, la inseguridad ciudadana. Qué pasará con la economía mundial, donde el progreso ha sido muy relativo, hace 40 años la diferencia entre el 20% más pobre y el 20% más rico era de 30 a 1; hace 2 años era de 85 a 1.


La pobreza tiene muchos rostros y abarca más que un bajo ingreso. Refleja también mala salud y educación, la privación de conocimientos y comunicaciones, la incapacidad para ejercer derechos humanos y políticos y la falta de dignidad, confianza y respeto por sí mismo. Hay también un empobrecimiento ambiental, y el empobrecimiento de países enteros, donde esencialmente todos viven en la pobreza. y con frecuencia, gobiernos que carecen de capacidad para enfrentar la situación.


13 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page